Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

¿Cuáles son las etapas para aprender a bailar en pareja?

Publicado por , el 26/07/2018 Blog > Arte y ocio > Baile > Clases de Baile en Pareja

«Un día que no se baila, es un día perdido».- Nietzsche

Varios estudios han demostrado que la danza mejora las relaciones personales y fortalece los vínculos de pareja.

Cualquier excusa es buena para tomar clases de baile en pareja: para una coreografía del baile nupcial o un espectáculo de baile, o para perfeccionar tus pasos de bailes de salón.

No obstante, ¿cómo se desarrolla una clase de baile en pareja?

La escuela de baile o el profesor particular ofrecen una estructura que suele ser similar, sea cual sea el estilo de baile: salsa, bachata, vals lento, tango argentino… Descubre cómo son las clases de baile en pareja.

Etapa n.º 1 de las clases de baile: calentamiento

Las clases de baile se suelen desarrollar después de un buen día de trabajo, o a veces a la hora del almuerzo. En cualquier caso, es posible que quizá no lleves una vida muy activa físicamente antes de ir a tu clase de tango, salsa o swing.

Clases grupales, de prueba, privadas, intensivas… Sí o sí, tu profesor de danza comenzará la clase con una buena sesión de calentamiento.

El calentamiento sirve para preparar los músculos para un esfuerzo físico. Sin estirar, los músculos pueden contraerse y acabar en una lesión. Cualquier tipo de clase de baile debe empezar con una sesión efectiva de calentamiento.

Calentar para evitar lesiones. Estirar los músculos es esencial para bailar bien.

Los ejercicios se deben realizar con suavidad (step, abdominales, flexiones, etc.). Tendrás que estirar todas las partes del cuerpo: tobillos, rodillas, muslos, caderas, hombros, cuello, muñecas, codos, etc.

Comienza con gestos pequeños, simples y suaves, girando, por ejemplo, los tobillos o los hombros. Luego puedes comenzar a hacer algunos estiramientos con las piernas para sentir cómo se estiran las piernas.

¡No te sobreesfuerces para evitar lesionarte!

El profe de baile te orientará poco a poco para que hagas los ejercicios bien. Si no has bailado antes, es muy posible que no sepas todavía qué ejercicios realizar.

El profe de baile te mostrará las posturas correctas y te permitirá tener cada vez más autonomía para que puedas realizar el calentamiento totalmente solo.

Al principio, los movimientos son individuales y, finalmente, en pareja.

El calentamiento también es una oportunidad para olvidarte de todos los pequeños problemas de la vida cotidiana. Deja a un lado el trabajo o cualquier otro problema antes de cruzar la puerta del gimnasio.

Muchos profes de baile eligen poner música durante el calentamiento para ayudar a los alumnos a sumergirse en el ambiente. Poco a poco irás adquiriendo el ritmo.

Zumba, dancehall, danza jazz moderna, danza contemporánea, break dance, hip hop, vals… Disfruta del ambiente y de la música.

La música siempre será esencial, ya se trate de una clase de baile en pareja o individual.

Puedes disfrutar de la música para dar unos pasos de zumba. Todos los bailes pueden ayudar a calentar.

Etapa n.º 2 de las clases de baile: aprender los pasos

Una vez que ya han calentado todos los alumnos de la clase de baile, es hora de pasar a la etapa siguiente: aprender la técnica de los pasos.

Clases de rock, de zumba, clases de vals, de salsa, de bachata, de tango… Todos los bailes tienen reglas que aprender para los pasos.

Aprender los pasos es algo esencial para practicar luego el baile deseado.

¿Has intentado alguna vez aprender mirando a la persona que tienes delante o al lado? Esto puede ser bastante efectivo para un espectáculo grupal pero cuando se trata de dirigir a alguien, resulta más complicado.

Bailes y pasos. El juego de pies requiere cierta práctica.

Para esta seguro de saber dirigir a la otra persona durante un baile, será mejor aprender bien los pasos de antemano.

Lo que debes saber en el baile en pareja es que tienes que aprender cada paso por tu cuenta y luego aprender a asociar los pasos.

Las mujeres suelen quedarse a un lado del salón de baile y los hombres, al otro. En muchos bailes de pareja, los pasos se suelen aprender cara a cara. Por lo tanto, tendrás que aprender a echar la pierna hacia atrás cuando tu pareja la eche hacia adelante.

El objetivo de los profesores de baile es aprender lo más rápido posible los pasos básicos para los bailarines principiantes, de modo que puedan cambiar de pareja en cualquier evento. Los pasos son básicos, pero se trata de aprender a contarlos en consonancia con el tiempo y aprender a moverte en el espacio.

Cuando los bailarines más avanzados le dan su toque a los juegos de pies y de manos es cuando el baile se vuelve más interesante. En ese momento, podremos darle rienda suelta a nuestra imaginación.

Asimismo, es en ese momento de la clase en la que el profesor de baile suele dar algunos consejos y algunas notas sobre la historia y la cultura de la danza, sobre las variaciones o sobre los estilos de baile.

Etapa n.º 3 de las clases de baile: poner en práctica con la música

Una vez que se han practicado los pasos de baile durante un buen rato, debemos ser capaces de ponerlos en práctica. Por lo general, es aquí donde entra en juego la música.

Por lo tanto, es necesario seguir la música mientras se utilizan los pasos aprendidos tan solo unos minutos antes.

Poner los pasos en práctica. Diviértete con la música.

Esta etapa se realiza en pareja para tener la oportunidad de aprender y poner en práctica lo siguiente:

  • La técnica de dirigir gracias al cuerpo;
  • la utilización de peso y contrapeso entre los dos socios;
  • el desarrollo de la improvisación.

Se trata de divertirte y no estar todo el rato contando los pasos. Debes interiorizar los pasos de baile. A medida que los bailarines aprenden a no pensar en los pies y a dejarlos ir, los movimientos se van volviendo automáticos.

No obstante, al contrario de lo que uno pueda pensar, y esperar, no estamos bailando con nuestra pareja todo el tiempo. A lo largo de la clase de baile, irás cambiando de pareja. Por lo tanto, podrás acabar con la persona que tenías al lado a la izquierda o a la derecha y empezar a cambiar de pareja hasta volver a encontrar a tu pareja inicial.

¿Por qué te separas de tu otra mitad?

Bueno, no te preocupes, será algo beneficioso para ti, ya que te permitirá progresar más rápido si bailas con alguien más experimentado que tú. Bailar con otras personas también te permite familiarizarte con diferentes formas de moverse para adaptarte a cualquier pareja.

Por eso, es muy posible que un aprendiz de bailarín venga solo a una clase de baile. Quizá encuentres tu alma gemela en el acto.

Cuando hay demasiadas mujeres (rara vez hay más hombres que mujeres), algunas mujeres hacen de hombre, es decir, marcan ellas. Por eso, también puede resultar interesante aprender a bailar como hombre y como mujer.

Los bailes hacen cada vez menos distinciones entre los papeles de los hombres y de las mujeres. Aprender a bailar se convierte así en un ejercicio todavía más completo.

Etapa n.º 4 de las clases de baile: estiramientos y relajación

Independientemente del tipo de baile que hayas escogido para aprender a bailar (bailes latinos, bailes de salón, kizomba, tango argentino, rumba, bachata, salsa cubana, salsa puertorriqueña, rock’n’roll, pasodoble, vals vienés, chachachá, merengue, mambo, flamenco, etc.), la sesión terminará con la fase de relajación y estiramientos.

Esta última etapa suele durar unos 10 minutos aproximadamente. La música que suena suele ser muy suave y permite disminuir la frecuencia cardíaca con suavidad. Esta es una oportunidad perfecta para estirar y evitar molestias al día siguiente.

Relajación: etapa última de baile. Siente el espíritu zen al final de la clase.

Los estiramientos son esenciales para una buena práctica de danza: en una escuela de baile, en un estudio de baile o en una clase privada.

Independientemente del tipo de baile que hagas, todos terminarán con algunos ejercicios similares a los del calentamiento: danza oriental, jazz dance, hip hop, danza africana, claqué, zumba, ballet, etc.

En la clase y en el taller de baile, se utilizan los ejercicios de stretching para estirar. Aprovecha la oportunidad para poder relajarte y desconectar por un instante. Después de un ejercicio físico, el cuerpo se queda mucho más tranquilo, pero la mente también.

Por eso, es recomendable integrar el deporte en tu vida diaria.

A la hora de estirar, tienes que sentir que tus músculos se estiran. Si estiras en las clases de baile en pareja, podrás beneficiarte de estirar con tu pareja.

La clase termina cuando el profesor de baile te agradece la clase y corta la música. Para finalizar la clase, puedes charlar un poco con el profe si tienes algún tipo de pregunta o necesitas algún consejo.

Siempre puedes preguntarle por recomendaciones de lugares donde ir a poner en práctica esos pasos que acabas de aprender.

Practicar un baile al aire libre también es una excelente forma de progresar más rápido. Esto te permitirá continuar la clase de baile en otro entorno totalmente diferente.

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo tiene toda la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (Sé el primero en votar)
Cargando…

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz