Clases particulares Idiomas Música Apoyo escolar Deporte Arte y ocio
Compartir

Por qué los padres deben ser remplazados por un profesor a domicilio

Publicado por , el 28/11/2018 Blog > Clases particulares > Apoyo escolar > Razones por las cuales el profesor domiciliario debe reemplazar a los padres

Creyendo que hacen lo correcto, la mayoría de los padres ayuda a sus hijos a hacer los deberes, a repasar las lecciones y a preparar los exámenes. Por supuesto, el apoyo escolar de los niños es esencial durante su escolaridad, pero ¡no hay que excederse!

La omnipresencia de los padres puede convertirse en una carga para el estudiante. La ayuda de los padres, que a veces puede resultar estresante y poco eficaz, no puede remplazar el trabajo individual del alumno, quien debe aprender a desarrollar su autonomía educativa.

Muchos padres ya no confían en los profesores tradicionales. Como las clases de colegios e institutos cada vez están más limitadas por distintos factores, los profesores funcionarios no pueden proporcionarle a tu hijo el seguimiento que se merece. ¿El riesgo? Empeoramiento del rendimiento educativo, situación que se ve reflejada en las notas. Incluso, un posible fracaso escolar.

Ayuda con los deberes: ¿hasta qué edad?

Es normal que quieras acompañar a tu hijo durante su escolarización, ya sea alumno de primaria, secundaria o inclusive (en algunos casos) de universidad.

Todo comienza, por lo general, en primaria. Ingresar en un colegio “para mayores” puede estresar al niño, sobre todo porque los deberes se vuelven más complejos. Por lo tanto, es importante hacerle sentir que no está solo.

Este período es crucial para su futuro aprendizaje. El objetivo es hacer que el estudio sea divertido e interesante. Si tenés tiempo para ello y te sentís capacitado, no dudes en ayudar a tu hijo con los deberes durante los años de primaria.

Un profesor de apoyo escolar puede ser una alternativa confiable para ayudar de manera indirecta a tu hijo con los deberes. Si tenés tiempo para ayudar a tu hijo con las tareas, es importante que lo hagas. Sin embargo, buscá un equilibrio y fomentá su independencia.

De hecho, tu ayuda será como una pasarela para que sea más independiente. Sin embargo, al final sus estudios primarios, tu hijo debe comenzar a hacer sus deberes solo, porque ya le habrás ayudado durante varios años a realizar correctamente los ejercicios.

A continuación, te explicitamos algunas reglas a tener en cuenta para un apoyo escolar efectivo:

  • Descubrí el contexto en el que se siente mejor (por la noche, con música, al aire libre…)
  • Fomentá la comunicación para que comprenda mejor los enunciados por sí mismo,
  • Compartí tus propias experiencias para eliminar el estrés,
  • Adoptá una actitud positiva y nunca culpes al sistema educativo delante de él,
  • Y…¡jamás le hagas los deberes!

Evidentemente, es importante que estés disponible para él y que contestes sus preguntas. No obstante, tu hijo debería haber adquirido suficiente autonomía como para hacer los deberes él solo.

Si sentís que no has estado muy presente durante los años de primaria, no dudes ayudarlo un par de años más, pero hay que hacerle entender que es imprescindible que aprenda a trabajar sin ayuda externa: ¡no siempre vas a estar ahí!

La ayuda de los padres en exceso puede ser perjudicial

Está bien que los padres ayuden a sus hijos, pero ¿esa ayuda realmente es eficaz? Muchos expertos en educación sostienen que los padres por lo general no son capaces de entender las expectativas del sistema educativo. ¿Por qué? Porque los programas cambian y las generaciones no son las mismas. De hecho, muchos padres se sienten incapaces de ayudar a sus hijos en todas las asignaturas.

“Los jóvenes -al menos, gran parte de ellos- ya no son lo que eran. Transcurren sus vidas en un mundo que los adultos con frecuencia no comprenden. Y sí, muchos padres están hoy desconcertados”, se puede leer en un informe del diario LA NACIÓN.

Además, la omnipresencia de los padres puede ser estresante para el alumno. Por miedo a decepcionarlos, los alumnos se vuelven ansiosos y su rendimiento académico puede no ser el esperado.

Además, los alumnos suelen vivir la educación como una situación tediosa. Esta situación puede afectar el ritmo de aprendizaje del estudiante.

“Hay un alto consenso de que el nivel medio necesita urgentemente un cambio. Los alumnos no están entusiasmados, se aburren”, se puede leer en un informe efectuado por el diario CLARÍN.

Para no estar demasiado presente, podés:

  • Promover que el niño estudie con un compañero de clase,
  • Instalar aplicaciones o programas educativos,
  • Recurrir a un profesor particular de apoyo escolar,
  • Estudiar correctamente con cursos o ejercicios en línea, etc.

Cuando los padres y los profesores no se llevan bien

Contrariamente a lo que pueden pensar, los padres rara vez tienen las herramientas necesarias para proporcionar un apoyo educativo efectivo porque, en la mayoría de los casos, no saben poner en práctica una buena metodología.

Si se desea que el rendimiento educativo del alumno sea positivo, se debe fortalecer la comunicación entre los padres y el profesor de apoyo escolar. El nexo comunicacional entre los padres y el profesor de apoyo escolar debe ser fortalecido para optimizar el rendimiento educativo del estudiante.

Por otra parte, a veces tienden a intervenir demasiado y cuestionan el programa oficial de las instituciones educativas a las que sus hijos asisten. Como consecuencia de ello, los niños no saben si hacerles caso a sus profesores o a sus padres.

Para hacer las cosas “a su manera”, los padres quieren más diálogo con los profesores.  Por otro lado, los profesores pueden sentirse insatisfechos con su relación con los padres, porque saben que un padre que se implica demasiado puede llegar a ser perjudicial para la educación del alumno.

Si el sistema educativo argentino no te da confianza o tu hijo no rinde académicamente como deseás, la solución es el apoyo escolar.

“Las materias consideradas como filtro son Matemáticas, Lengua, Física, Historia, Química, los idiomas y, paradójicamente, Informática”, se lee en el diario LA NACIÓN.

Un profesor particular que sea puntual y serio y tenga buenas habilidades para la enseñanza podrá ayudar a tu hijo a mejorar. Su objetivo es dar clases particulares para garantizar el éxito académico de sus alumnos.

Existe un profesor de apoyo escolar para cada una de las asignaturas que conforman el pénsum académico. Entre ellas, está la Matemática. Entre tantas materias que puede enseñar un profesor de apoyo escolar, se puede mencionar la Matemática.

Podrás encontrar profesores de todas las asignaturas que conforman el programa educativo:

  • Prácticas del Lenguaje,
  • Filosofía,
  • Historia y Geografía,
  • Matemáticas,
  • Física y Química,
  • Biología
  • Inglés,
  • Otras lenguas extranjeras complementarias,
  • Economía, etc.

El profesor a domicilio estará disponible para responder a todas sus preguntas y para proporcionarle el asesoramiento y el apoyo académico que necesita su alumno.

Ventajas de recurrir a un profesor de apoyo escolar

Durante las clases de apoyo escolar a domicilio, un buen profesor particular no solo ayudará al alumno con los deberes, sino que además le transmitirá sus conocimientos y mayor nivel de confianza en sí mismo.

Si sos padre y querés mejorar el rendimiento educacional de tu hijo, contratá ya un profesor de apoyo escolar. Para poder contrarrestar las dificultades del sistema educativo actual o para mejorar el rendimiento de sus hijos, muchos padres acuden a un profesor de apoyo escolar.

Hoy en día, el uso de las clases particulares está en plena expansión. Este tipo de enseñanza es mucho más personalizado que el de los centros educativos, los que tienen algunas deficiencias. Estas lagunas pueden ser neutralizadas con el apoyo escolar.

Gracias al seguimiento regular y al aprendizaje intensivo, los alumnos pueden mejorar, a la vez que se vuelven más independientes, mejoran su educación y aprueban los exámenes

¿Cómo? Gracias a las nuevas técnicas educativas:

  • Clases en línea,
  • Ejercicios en línea con aplicaciones,
  • Clases online por webcam,
  • Metodología adaptada al nivel del alumno,
  • Técnicas de estudio,
  • Clases para ponerse al día y superar las dificultades de aprendizaje,
  • Clases a domicilio que respeten las expectativas del sistema educativo,
  • Preparación de exámenes (exámenes finales, exámenes de ingreso, cursos de ingreso…)
  • Establecimiento de un calendario adaptado al ritmo de aprendizaje del alumno, etc.

Como padre, tu función será la de supervisar, desde lejos, el progreso de tu hijo sin presionarlo. Para practicar un idioma o profundizar en sus conocimientos en Biología, el alumno ya no estará solo y disfrutará de una clase pedagógica, entretenida y preparada especialmente para él por un profesor competente.

Así que, ya sabes: para evitar estresar a tu hijo con sus estudios, nada mejor que las clases de apoyo escolar a domicilio. Así evitarás un posible fracaso escolar, ya que las clases a domicilio aumentarán la motivación del alumno. Los deberes ya no serán una carga, sino una oportunidad para mejorar y avanzar en el aprendizaje educativo.

Te aconsejamos que leas Tomar clases de apoyo escolar para tener éxito en los estudios.

Para ayudar a tu hijo y no agobiarlo por estar siempre presente, ¡confiá en uno de los tantos docentes que se encuentran activos en la plataforma de Superprof!

Compartir

Nuestros lectores adoran este artículo
¿El artículo tiene toda la información que buscabas?

¿Ninguna información? ¿De verdad?Vale, intentaremos mejorar con el próximo¿La media? ¡Uf! ¿Un poquito más?Gracias. Haz tus preguntas en los comentarios¡Un placer ayudarte! :) (media de 5,00 sobre 5 entre 1 votos)
Cargando…

Dejar un comentario

avatar
wpDiscuz